Arruina tu infancia con los secretos detrás de las comiquitas más famosas de todos los tiempos

28/11/2012 

Queda claro que los dibujos animados se crearon para divertir y entretener a los más pequeños de la casa, y en ocasiones también a los más grandes, pero lo que no imaginamos es que algunas de estas caricaturas tienen un pasado oscuro o un capítulo que no es propio para niños, lo que ha generado leyendas acerca de su origen.

image

En este contexto, películas de Walt Disney o algunos animes se encuentran en la lista negra por contener material oculto que a más de uno dejaría con la boca abierta. El sitio bellomagazine.com te presenta algunos de estos casos.

Súper Campeones. Esta famosa serie animada japonesa de los años 80, giraba entorno al futbol. Su protagonista era ´Oliver Atom´ y la trama cuenta las aventuras de éste y sus amigos en las canchas, desde niños hasta llegar a formar parte de la selección japonesa de futbol.



Según la leyenda, la serie habría tenido un trágico final que se dice fue emitido solamente una vez por lo siniestro del mismo. En el último capítulo, el personaje principal, ´Oliver´, está jugando una final entre Japón y Brasil; patea y la pantalla se va a blanco.

Al volver la imagen, ´Oliver´ está en el hospital, despertando y le cuenta a su mamá que había soñado que ganaba el campeonato del mundo. Ella lo abraza y comienza a llorar.

En la imagen posterior se ve que el niño no tiene piernas. La serie comienza con un primer capítulo llamado Un gran sueño, en el que Oliver casi es atropellado por un camión y se salva gracias a su balón. Aparentemente toda la serie habría transcurrido en el sueño de ´Oliver´, quien pierde las piernas en ese accidente.

Hey Arnold! Según se dice, esta serie animada de Nickelodeon tiene su origen en la historia verídica de una niña internada en un psiquiátrico de Rusia, que fue vendida por uno de los funcionarios a los productores de la misma. La niña llamada ´Helga´, era considerada la extraña en la escuela y ´Arnold´, uno de los compañeros, era el único que le prestaba atención. Pero un día él se cansó y se alejó de ella.

No obstante, ´Helga´ se convirtió en la sombra de ´Arnold´, lo perseguía por todos lados y lo espiaba hasta que un día él y su familia hablaron con los padres de ´Helga´. Por lo cual su familia la internó, pero ella se escapaba, por lo que la pusieron en un lugar para personas con trastornos más serios.

Al ver que de ahí no le resultaba tan fácil escapar, se cortó la mano para que la llevaran al hospital. Se escapó para buscar a su gran amor ´Arnold´, pero en el camino ´Helga´ falleció.

El Rey León. Se dice que la película animada de Disney de 1994, se basa en la verdadera historia de un niño que presenció como su tío mataba a su padre para apoderarse de su compañía y de su mujer.

Desesperado huyó a Nueva York (la jungla), donde se crió en la calle, acompañado de vagabundos drogadictos (Pumba y Timón). Durante una sobredosis casi muere y en la agonía pudo ver y hablar con su padre, lo que lo llevó a enderezarse, luchar por recuperar la compañía y salvar a su madre del malvado tío.

Hello Kitty. Entorno al dibujo animado gira una leyenda urbana; se dice que durante los años 70 una madre, Yuko Shimizu, cuya hija de 14 años estaba en una fase de cáncer de boca terminal, realizó un pacto con el diablo para salvarla.

La mujer prometió fabricar una marca que se haría famosa si su hija se salvaba; ambas partes cumplieron con su parte del pacto. El diablo salvó a la niña y ella creó a Hello Kitty, cuya traducción sería Hello: Hola en inglés y Kitty: demonio en chino. Una curiosidad del personaje es que la gatita no tiene boca, lo que se explicaría en referencia al cáncer de boca de la hija de la creadora.

image

Aladdín. Según cuenta la leyenda, la banda sonora de la película Aladdín tienen un mensaje oculto. En la escena cuando el protagonista entra al cuarto de su amada y se tropieza con el tigre, en la versión original se escucha que dice en susurros mientras se quita el turbante: “Good teenagers, take off your clothes” que en español significa “Buenas adolescentes, quítense la ropa”.

La Sirenita. Una de las torres del castillo de La Sirenita tenía forma fálica y la leyenda dice que el diseñador la hizo como venganza, ya que lo iban a despedir. Pero también se comenta que la similitud de la torre con un pene es casualidad y que una vez que las autoridades de Disney escucharon hablar de esto, reformaron la carátula y publicaron en los medios de comunicación una versión modificada, en la cual no aparecía la torre fálica.

image

Rugrats. Según cuentan, los bebés de la serie animada Rugrats: Aventuras en Pañales son una fantasía, producto de la imaginación de la antagonista del personaje principal, ´Angélica´. Ellos no existen en realidad y son una creación de su mente para tapar el desamor de sus padres.

Jimmy Neutrón. Se dice que esta exitosa serie de televisión no tuvo final porque uno de sus creadores fue asesinado justo después de que ´Jimmy´ y ´Cindy´ comenzaran a estar juntos. Aparentemente, habrían encontrado algunos prototipos de la serie, pero el otro creativo decidió darla por terminada.

image

Los Caballeros del Zodiaco. Esta caricatura alcanzó fama mundial por su historia y por sus intensos combates; sin embargo, en más de una ocasión se llegó a decir que los personajes de la serie eran homosexuales, al asegurar que muchos de ellos tenían rasgos muy andróginos y actitudes muy afeminadas.

image

Los Pitufos. La tierna caricatura de estos famosos hombrecillos azules al parecer tiene un origen un tanto diabólico, pues aseguran que estos seres en realidad son demonios y que cada pitufo representa los pecados capitales, siendo ´Papá Pitufo´ la representación de satanás. Además, se dice que ´Gárgamel´ es un monje que trata de atraparlos para que ya no sigan propagando maldad.

[Fuente]


Compartir


Deja un comentario






Tasca el Moroco, desde 1974. Todo un señor restaurant en Puerto La Cruz y Lechería

Seguridad electrónica y monitoreo de alarmas en toda Venezuela

Construye tu propio sitio web

Servicios de diseño gráfico e imagen corporativa en Lechería, Puerto La Cruz, Barcelona