Errores fatales que cometemos al cortar vegetales - LeaNoticias.com

Errores fatales que cometemos al cortar vegetales

Muy probablemente picas vegetales todos los días. La verdadera cuestión es: ¿lo haces de manera segura? Descubre si estás cometiendo alguno de estos grandes errores al picar y cortar vegetales.

cortar vegetales

1. Elegir mal el cuchillo

Para esta tarea necesitas un cuchillo pesado de chef, de hoja ancha. Este tipo de cuchillo tiene el peso necesario para cortar a través de verduras duras como las cebollas y las zanahorias, y requiere que ejerzas menos presión.

2. Trabajar con un cuchillo sin filo

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

No sólo vas a tener que trabajar más duro con un cuchillo sin filo y obtendrás piezas con bordes irregulares, sino que es más probable que te lastimes; un cuchillo sin filo puede “deslizarse” de lado en el dedo, en lugar de cortar directamente a través de la tabla de cortar.

3. Trabajar con la tabla de cortar equivocada

Elige una tabla de cortar de madera o de plástico; todo lo demás, incluyendo el vidrio y el bambú, son demasiado duros y pueden desafilar tu cuchillo y / o hacer que se resbale.

Tu tabla debe apoyarse firmemente y de forma segura sobre la mesada. Si está deformada, es hora de cambiarla. Evita que se mueva a medida que trabajas colocando una toalla de cocina húmeda debajo, para asegurarla en su lugar.

4. No crear una superficie plana en tus verduras

Hay verduras cuyas formas hacen que sean más propensas a rodar cuando las vamos a cortar, como los pepinos, la zanahoria o la cebolla, por lo que es difícil de cortar.

Para que sea estable sobre la tabla de cortar, los profesionales siempre cortan las verduras al medio antes de proceder a picarlas, ¡y colocan el lado plano hacia abajo! Asegúrate de cortar la cebolla por la mitad a través del extremo del tallo.

5. Exponer las uñas de la mano con la que estás sosteniendo el vegetal

Siempre mantén los dedos curvados hacia atrás y evitarás arruinar tu manicura – y rebanarte un trozo de dedo – mientras trabajas.

6. No cortar todas las piezas del mismo tamaño

Al cortar las verduras en trozos que son todos del mismo tamaño, te aseguras que se van a cocinar de manera uniforme, lo que lleva a mejores resultados de cocción. Imagina lo siguiente: si salteas grandes trozos de cebolla con trocitos más pequeños, los más pequeños se cocinarán más rápido, y tal vez incluso se quemen, antes de que los más grandes queden tiernos.

 

Fuente: [elgranchef.com]

Contenido Relacionado

A %d blogueros les gusta esto: