Los caricaturistas del mundo unidos por el espanto y el miedo - LeaNoticias.com

Los caricaturistas del mundo unidos por el espanto y el miedo

Los caricaturistas, en particular los más expuestos, admiten que la matanza de Charlie Hebdo les ha provocado terror, pero no quieren que les tiemble el pulso a la hora de las irreverencias. La revista satírica francesa pagó caro el miércoles haber reproducido las caricaturas de Mahoma originalmente publicadas por un diario danés y haber hecho de la burla de las religiones el sello de la casa.

El dibujante danés Kurt Westergaard, el autor de los chistes sobre el profeta del Islam que aparecieron en el diario danés Jyllands-Posten y causaron un incendio en Oriente Medio, reproducidos ayer  por varios medios del mundo en homenaje a Charlie Hebdo, dijo que la matanza “ha causado mucho miedo”.

caricaturistas

“Yo también tengo miedo”, dijo en una entrevista con BBC Radio, “pero tengo un sentimiento que me ayuda mucho, y es la cólera. Me enojé mucho, mucho porque amenazaron mi vida y atacaron mi casa”.

“El miedo por lo de ayer no desaparecerá en mucho tiempo. Por supuesto que habrá algún tipo de autocensura, y esa es la peor censura, porque es invisible”, pero “tenemos que ser valientes y seguir con nuestras críticas”, sentenció Westergaard, que vive con protección policial y que ha sobrevivido a varias tentativas de asesinato.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Los homenajes se suceden en forma de dibujos. El que reproduce dos lápices en forma de Torres Gemelas a punto de ser derribadas por un avión, obra del dibujante holandés Ruben Oppenheimer, sintetiza el impacto de la matanza, una especie de 11-S del humor.

¿Peligro? Nada nuevo para el dibujante argelino Alí Dilem. Los asesinatos de periodistas o humoristas, los asesinatos en general, fueron moneda corriente en la Argelia de la guerra civil (2000-2008) y a Dilem le han pegado por todos los lados: ha sido objeto de un edicto religioso pidiendo su muerte pero también condenado por ofensas al jefe de Estado, Abdelaziz Buteflika.

Por su parte los caricaturistas latinoamericanos condenaron el sangriento atentado contra el semanario satírico francés Charlie Hebdo. Artistas como el argentino Liniers, el brasileño Carlos Latuff y el chileno Francisco Olea difundieron dibujos para expresar su pesar por la muerte de sus colegas.

Liniers tuiteó un dibujo con la leyenda “Estamos con #CharlieHebdo”, solidarizándose con la publicación francesa.

Poco después, el dibujante que recientemente ilustró la tapa de la revista estadounidense The New Yorker publicó otro dibujo en el que se observa a un personaje comentándole a otro: “Yo, de lo que soy fanático es de no ser fanático”.

Su compatriota y colega Bernardo Erlinch publicó una ilustración en fondo negro en la que se lee: “Se ha puesto tan serio el mundo que el humor es una profesión de riesgo”. Abajo, sobre un charco de sangre, se ve un ejemplar del Charlie Hebdo.

El chileno Francisco Olea escribió: “Se puede acabar el agua en este planeta pero si se acaba el humor, nos morimos todos”. Poco después retuiteó una composición del artista callejero Banksy, en la que aparecen instrumentos de diseño como lápiz, goma de borrar, regla y sacapuntas colocados de manera que forman un fusil y enmarcada con la inscripción “¡A tomar las armas compañeros!”.

Su compatriota, Guillermo Galindo (Malaimagen), tuiteó un diseño en blanco y negro que presenta a Jean Cabut, Georges Wolinski, Tignous y Stephane Charbonnier, cuatro de los cinco caricaturistas muertos, atacando con lápices a dos agresores encapuchados que resisten con armas largas.

El brasileño Carlos Latuff, crítico de la publicación francesa, también utilizó su cuenta de Twitter para difundir una tira que muestra a dos hombres armados abriendo fuego contra la sede del Charlie Hebdo.

De la puerta del edificio sale una mancha de sangre, destacada en color rojo. Al fondo, las balas atraviesan el edificio y alcanzan una mezquita. “Este tipo de acción sólo favorece al discurso antiislámico y antimigración, cada vez más fuerte en Europa”, dijo a la agencia local EBC.

Fuente [Lanacion.com.ar]

Contenido Relacionado