Venezuela necesitaría vender el petróleo a $145 para equilibrar cuentas

Que el petróleo se ubique por debajo de los 100 dólares el barril resultaría catastrófico para la economía venezolana. Bien lo sabe el Ejecutivo Nacional, así como sus asesores y sus detractores.
El director de la empresa de asesoría financiera Econométrica, Angel García Banchs, sostiene que para que la República logre el equilibrio fiscal este año se necesitaría un precio promedio de 145 dólares por barril para la cesta local, debido a que el Gobierno no cuenta con una amplia capacidad de ajuste fiscal.

Pdvsa-gasoducto-precio-barril-petrolero

Las señales del mercado petrolero, no prometen para este año un barril mucho más allá del cierre de 2012, cuando la cesta venezolana culminó con un precio de realización de 103,42 dólares el barril. Incluso esta semana, según el reporte de precios del Ministerio de Petróleo y Minería, reseña que el crudo local se desplomó a 101,47 dólares desde 104,02 dólares. Reportó Elmundo.com.ve

Por su parte, “Commerzbank recortó sus pronósticos de precios del petróleo para el 2013 y 2014, bajo el argumento de que ve poco lugar para una recuperación de los valores debido a un sombrío panorama de la demanda”, reseñó un despacho de Reuters.

“El banco redujo su previsión del Brent para el 2013 a 113 dólares frente a los 119 dólares previos y revisó su estimado para el 2014 a 119 dólares frente a 120 dólares anteriores”, indicó la agencia.
Además, el economista sostiene que este año será un periodo de graves presiones sociales y económicas, por ejemplo, advierte que un aumento del salario mínimo de 45% sería imposible de financiar sin devaluar la moneda. A su juicio la depreciación del bolívar rondará el 60%.

Garcia Banchs señala que con un incremento de 45% de la liquidez en bolívares, y el supuesto de que el precio petrolero no aumente, las presiones sobre el mercado cambiario serán mayores.
La estimación de Econométrica, apunta a que la demanda neta de divisas podría aumentar 45% durante este año, lo que obligaría a mantener una política de racionamiento, que a su vez conduciría a una reducción sensible de las importaciones.

Contenido Relacionado