10 razones – de verdad – por las que España es el mejor país del mundo

En el año 2016, 74 millones de turistas eligieron ir a España a pasar unos días de vacaciones. Sólo los superaron dos países: Francia y Estados Unidos. Los americanos no cuentan porque la dimensión del país no es comparable a España. En cuanto a los franceses, siguen aprovechando el tirón de un marketing bien labrado desde el nacimiento de la industria turística como tal. Pero no te equivoques, España deja a esos dos muy mal parados. Publicado en Skyscanner.

20161010_083323

Para darte cuenta de ello, sólo es necesario ver las caras de felicidad con las que los turistas de todo el mundo se vuelven a casa tras pasar unos días en España. Los españoles tienen sus defectos (muchos) pero es el lugar idóneo, no sólo para ir de vacaciones, sino para vivir.

Ya que esto es un poco generalista, te vamos a dar las razones por las que España es el mejor país del mundo:

Clima envidiable

Para los habitantes del norte de Europa (y del mundo) el invierno parece no tener fin. En la oscuridad de sus casas, miran por la ventana y ven un cielo donde las nubes ganaron hace semanas la batalla al sol, quien no se ve capacitado para contraatacar. Cabizbajos, lanzan una mirada al calendario situado sobre la chimenea y se preguntan: ¿cuánto queda para mis vacaciones en España?

20161225_141136

En ese mismo momento, hay gente que pasea por la arena de la playa de San Juan, en Alicante. El sol luce alto y, aunque estemos en enero, hay 25 grados y la gente viste camisetas de manga corta.

El clima español alegra la vida a cualquiera y por ello son tantos los pensionistas que sueñan con retirarse algún día en España.

Diversidad paisajística

En las regiones del norte de España, extensos valles de verdes praderas se intercalan entre montañas poderosas. Allí, los bosques de hayas son frondosos en contraposición a los ralos bosques de pino mediterráneo que pueblan la costa este.

20161224_111710

La meseta castellana deja paso a un árido sur, en el que, sin embargo, hay algunos oasis declarados Parques Nacionales.

Ríos, lagos, valles, montañas, playas, bosques… España agrupa una gran cantidad de bellos paisajes diferentes en una extensión de terreno no demasiado grande. Hay uno para cada viajero.

Diversidad cultural

No es un estereotipo el hecho de decir que cada región española tiene su idiosincrasia y sus gentes son realmente diferentes. Es cierto.

20160923_155636

Poco tiene que ver un andaluz con un vasco, un valenciano con un gallego, etc. El clima y las costumbres de cada región han ido esculpiendo un carácter distinto en sus habitantes. Lejos de ser algo que provoque desunión, debe admirarse como una riqueza cultural para su disfrute.

Infraestructuras turísticas inmejorables

España ha vivido del turismo desde hace muchas décadas.

Está totalmente demostrado que nada tiene que ver un hotel de 3 estrellas en países como Irlanda, Italia o Francia si lo comparamos con otro de la misma categoría en España. La industria hotelera española no tiene rival en Europa, y muy pocos en el mundo.

Lo mismo ocurre con restaurantes, diversidad y calidad de atracciones y ofertas de ocio, e incluso unas carreteras de buena calidad, con las que puedes recorrer la mayor parte del país sin tener que abonar peajes. Además, la amabilidad y profesionalidad con la que te atienden en estos lugares no tienen parangón.

Gastronomía sana, variada y sabrosa

Tortilla de patatas, jamón ibérico, paella, cocido, fabada, salmorejo… Y así podríamos seguir llenando páginas y páginas sobre la fantástica cocina española.

20161208_183006

El secreto de que España sea una cantera de la que no dejan de salir chefs de renombre mundial, estriba en el hecho de que poseemos una materia prima diversa y de exquisita calidad. Frutas, verduras, hortalizas, carnes y pescados de la máxima calidad abren las mentes de los cocineros, ya sea en un restaurante de renombre, en uno perdido en el medio de la nada o en la cocina de cualquier hogar.

Comer es un placer. Hacerlo en una mesa española, es saborear el cielo.

Las mejores playas de Europa

En el Viejo Continente no encontrarás mejores playas. Aunque en verano muchas de ellas suelen estar atestadas de turistas, son muchas las que se pueden visitar y disfrutar durante casi todo el año.

20161225_125648

Grandes y extensas playas de arena blanca o dorada; pequeñas calas escondidas; playas rodeadas de bosques y verde; buenas para bucear, para ir con niños o nudistas… Las hay de todo tipo y para todos los gustos. Las banderas azules ondean al cielo en toda la costa española. ¿Para qué ir al Caribe pudiendo disfrutar de la Costa Brava, la Costa Blanca, las playas del Cabo de Gata, la salvaje Costa Norte o la Costa del Sol?

Legado histórico y monumental

España ha sido campo de juegos y conquistas de casi toda gran civilización que se precie. Fenicios, romanos, cartagineses, bárbaros, árabes, etc. Si a eso le unimos el hecho de que el país fue una gran potencia mundial tras el par de siglos que siguieron al descubrimiento de América, tenemos servido un auténtico crisol cultural, histórico y monumental que es muy difícil encontrar en cualquier otro país del mundo.

20161229_154915

Palacios como el de La Granja de San Ildefonso, en Segovia; catedrales como la de Burgos o Santiago de Compostela; castillos medievales como el de Xàtiva; ruinas romanas como las de Mérida; museos como el Prado de Madrid o el Guggenheim de Bilbao; y obras excelsas como La Alhambra o la ciudad de Toledo.

Cada rincón de España respira historia y las obras de arte se cuentan por centenares de miles.

Se habla español

Mucho inglés en todo el mundo, pero, ¿cuál es la segunda lengua más extendida geográficamente en el mundo? Sí, la de Cervantes. No hay mejor sitio para aprender español que el lugar donde nació el creador de El Quijote. Es cierto que dicen que se habla mejor en otros países de Sudamérica, pero seguro que aquí lo aprendes disfrutando más. Y después, ¡a viajar por toda América Latina!

La siesta

Acabas de comer y ya estás pensando en coger las cosas para volver a la oficina… ¡Pues no!

Los españoles inventamos la siesta y debemos estar más orgullosos que otros famosos inventores de la Historia. Sobre todo en los meses de calor, cuando la temperatura te amodorra irremediablemente justo después del último bocado de comida, la siesta es sagrada. Y es algo que todo extranjero adopta sin ningún problema. Que conste.

La fiesta

Y después de descansar un poco a media tarde, trabajas (o no) y llega la noche. España es uno de los mejores países del mundo para disfrutar de la vida nocturna y alevosa. La cosa suele empezar con una cenita con amigos o pareja. Le sigue la primera copa, en la sobremesa. Luego se elige uno o varios pubs y, cuando te quieres dar cuenta, estás viendo amanecer en alguna discoteca de la playa. Ibiza, Barcelona, Madrid… Encontrarás fiesta en cualquier punto de España.

20160924_214215

Si quieres adentrarte en el mundo más hardcore de la fiesta española, atrévete a hacer una ruta por las fiestas veraniegas de los pueblos. Eso es de matrícula de honor… Si sobrevives.

Y os dejamos una bonus track…

La filosofía de vida de los españoles

Aunque es cierto que la maldita crisis nos ha dejado tocados y nos ha amargado algo nuestro carácter latino, seguimos siendo un país lleno de gente relajada, acogedora y hospitalaria que intenta tomarse la vida con alegría.

20161023_093546

Buena culpa de ello la tienen muchas de las razones que hemos citado anteriormente. Si vives en un país donde el clima es bueno casi todo el año, se come genial, tienes preciosos paisajes y mejores playas, te puedes echar una siesta mirando a La Alhambra, y después te vas de fiesta hasta que no sepas ni en qué ciudad estás… ¿Cómo no vamos a vivir felices? Eso sí, lo de comer perdices se lo dejamos a los de los cuentos. A ti que te traigan una buena paella y unas lonchas de jamón ibérico de entrante.

Contenido Relacionado