El ayuno tiene sus beneficios, y aquí te los contamos

Por motivos religiosos son muchos los que en ocasiones siguen el ayuno. Pero más allá de esas motivaciones el ayuno tiene sus beneficios. Puede ayudar a mejorar el estado del aparato digestivo y desintoxicar el organismo. Pero para que la privación de alimentos beneficie al cuerpo conviene tomar ciertas precauciones y seguir los consejos de los profesionales y organismos sanitarios.

ayuno-mejora-digestivo

Como explica la nutricionista Elizabeth Racacha, “el ayuno no consiste en dejar de comer y beber como muchos piensan, sino que está relacionado con la no ingesta de alimentos sólidos, peros i se puede consumir líquidos como por ejemplo, zumos de fruta”.

Si estamos en condiciones de salud adecuadas y en las edades comprendidas entre los 18 y 60 años, se puede ayunar hasta el mediodía o un día completo. Servirá para limpiar y descongestionar el aparato digestivo. Pero el tiempo del ayuno es determinante.
Según la doctora Karen Salvo, nutricionista de la Clínica Alemana, en Chile, conviene interrumpir el ayuno “si aparece una sensación de debilidad de cualquier grado, desmayos e indicios de hipoglucemia, como sudoración profusa, temblor, taquicardia y fatiga, entre otros”.
En todo caso antes de efectuar un ayuno se recomienda no realizar actividad física en exceso, además de ingerir líquidos en abundancia para evitar la deshidratación.

Cómo comer antes y después del ayuno

Para compensar el ayuno, según esta nutricionista, el día anterior “es adecuado alimentarnos bien para que el cuerpo guarde glicógeno (depósito de glucosa en el hígado y músculo) y el día posterior es recomendable tener una comida adecuada, pero moderada” en vez de ingerir “todo lo que no se comió durante un día”.

Rubén Bravo, naturópata y especialista en nutrición del Instituto Médico Europeo de la Obesidad (IMEO), recomienda tener en cuenta que el período de ayuno no supere las 48 horas, “ya que estamos sometiendo al cuerpo a niveles altos de abstinencia y debilidad, poniéndolo al límite de sus capacidades”.

Bravo recuerda que el ayuno está desaconsejado en diabéticos, hipotensos, hipoglucémicos, personas con obesidad grave, mujeres embarazadas o en periodo de lactancia, menores de edad o en periodo de crecimiento, y gente mayor de 65 años, ya que “son grupos con una salud más frágil y tienen mayor riesgo de deshidratación y desórdenes metabólicos”.

Los días en los que se puede realizar una sola comida es importante tomar alimentos que aporten energía, como los hidratos de carbono que se encuentran en la pasta, arroz, patatas y legumbres, principalmente, combinado también con el consumo de frutas y verdura, ricas en micronutrientes, minerales y vitaminas, según el experto del IMEO.

EFE

Contenido Relacionado

Related Topics