El Parlamento alemán aprueba la prórroga de las ayudas a Grecia

El Parlamento alemán ha aprobado este viernes con gran mayoría la ampliación del paquete de ayuda a Grecia y ha despejado así uno de los obstáculos principales para que este país evite la bancarrota.

Ha habido 542 votos positivos de 587 para la prórroga del programa de estabilidad que evitará por cuatro meses la quiebra del país y supondrá el aporte de 9000 millones de euros de ayuda adicional. La votación ha provocado divisiones en el seno de la gran coalición de la canciller alemana Angela Merkel. Tal es así que, según ha estimado la revista alemana «Der Spiegel», 22 diputados cristianodemócratas se resistían a acompañar al gobierno en la decisión. Al final, 32 legisladores han votado negativo y 13 se han abstenido, pero al respaldo mayoritario del oficialismo también se ha sumado la oposición de La Izquierda que dio el sí para respaldar al gobierno griego.

merke-greece-ue--644x362

La decisión ha estado precedida por una comparecencia en la cámara del ministro alemán de Finanzas, Wolfgang Schäuble, uno de los críticos más acérrimos del nuevo gobierno de Atenas, que sin embargo, ha pedido que se renovara el apoyo a Grecia con el argumento de que una salida de este país de la eurozona tendría más costos que beneficios para Alemania y los demás países que utilizan la moneda común. De todos modos, Schäuble también ha mantenido la presión de los últimos días sobre el gobierno izquierdista de Alexis Tsipras. «Grecia tiene que hacer su parte. Obviamente la solidaridad también tiene que ver con la confiabilidad», ha dicho el funcionario alemán.

En este sentido, ha criticado expresamente las discusiones de los últimos días en las que representantes del gobierno griego han puesto en tela de juicio la lista de reformas que habían entregado a Bruselas para destrabar la prórroga de las ayudas. Eso no ayudó a tomar la decisión», ha criticado Schäuble, después de días agitados en los que han llovido las críticas al gobierno griego en Alemania e incluso el diario más leído de este país, «Bild», lanzó una campaña para que sus lectores se tomaran un selfie con un «Nein» (No) gigante a la prórroga del rescate a Grecia.

El ministro ha enfatizado que el Parlamento no debía decidir sobre dinero fresco o concesiones a Atenas: «No se trata de nuevos miles de millones a Grecia ni de ciertos cambios en este programa». Según el funcionario, lo principal es que Atenas reciba cuatro meses más de tiempo para que concluya con éxito el segundo paquete de ayuda, que ya está en vigor hace años.

«Alemania solo tendrá un buen futuro cuando logre la unidad europea y cuando permanezcamos en conjunto en Europa», ha dicho el dirigente crisitanodemócrata. Aunque ha admitido que la prórroga de la ayuda no era una decisión fácil, ha afirmado que de lo contrario podrían surgir «grandes daños» para Alemania.

La postura más conciliadora de Schäuble de este viernes en el Bundestag ha contrastado con la que mostró el jueves, cuando se ha declarado «atónito» por los comentarios de su par griego Giannis Varoufakis que volvió a pedir una quita de la deuda y un abandono de privatizaciones acordadas, tras entregar la lista de reformas que le pedía Bruselas. También el presidente del Parlamento Europeo, el socialdemócrata alemán, Martin Schulz, advirtió al gobierno griego sobre declaraciones que afecten su confiabilidad.

El plenario se había abierto con la intervención del ministro de Finanzas, Wolfgang Schäuble, quien ha defendido la extensión del programa por cuatro meses con el argumento de que Atenas se ha comprometido a cumplir sus términos, aunque ha admitido que apoyar la prórroga no ha sido una «decisión fácil».

Fuente [Abc.es]

Contenido Relacionado