“Guisos y alcahueterías del Poder Comunal" por @Emilio_Guzman - LeaNoticias.com

“Guisos y alcahueterías del Poder Comunal” por @Emilio_Guzman

Soy de los que piensa que el actual gobierno desaprovecha la cercanía con la gente en la interacción con los consejos comunales, dándoles importancia solo para contiendas electorales, las cosas han cambiado en los diferentes sectores de la sociedad y nos guste o no, los partidos políticos han sido desplazados por las diferentes organizaciones que hacen vida en ella, pero cuando se trata de que esa democracia participativa y protagónica la ejerza el ciudadano de a pie, vienen las grandes paradojas.

En la práctica la ciudadanía la ejerce el venezolano cuando materializa sus derechos consagrados en la Constitución y en La Ley, interactuando en los asuntos públicos para lograr alcanzar el bien común, sin embargo repetitivamente les restriegan en la cara a los más humildes que no tienen capacidad técnica y financiera cuando se trata de recursos económicos para la ejecución de proyectos, únicamente tienen acceso los mismos contratistas del pasado y peor aún, la mayoría de los actuales voceros y voceras de los consejos comunales, son unos "bozaleados" del capitalismo de siempre, salvo honrosas excepciones.

Si hay algo que nos recordará a Chávez, es que a partir de la Constitución 1999 el venezolano se convirtió en un verdadero leguleyo, cualquier mortal maneja el articulado de la Carta Magna como el mejor constitucionalista y con más facilidad las leyes que supuestamente les han dado el poder que hoy día ostentan. Entonces compañeros, como podemos entender que los corruptos que se montaron en el portaviones rojo y actualmente son alcaldes, se roben los dineros correspondientes a la inversión social del pueblo y estos jurisconsultos de la sociedad civil, sean cómplices de estos pillos.

Lo antes expuesto lo digo por lo siguiente: todos los contratos en Venezuela consagran que un monto que varía entre el 2.5 y el 5% queda en un apartado para inversión social, que obviamente no es un gasto a capricho del contratista, es un recurso intocable que debe avalar el consejo comunal y que quedara como obra para el interés colectivo, pero hoy día este porcentaje lo desaparecen bajo la mirada complaciente de los comuneros, fíjense en este ejemplo, frente la Iglesia San Antonio de Padua, al lado de la Plaza Bolívar de Clarines, hace 6 años se construye el fulano Centro Cultural Ali Primera, el mismo está asentado en jurisdicción de los consejos comunales de La Loma del Viento y Casco Central Norte, cada año se le asignan cerca de 500 millones de bolívares para una nueva etapa y la obra no es más que un almacigo de tubos en estado de deterioro y filtraciones por doquier, pero lo peor es que el 5% de la inversión social no lo han reportado por ninguna parte, o es que los voceros de estos consejos comunales autorizaron al burgomaestre para gastarlo en fiestas, orgias y parrandas?, si sacamos cuentas según el último contrato asignado a la cooperativa “Servicios Clarines” por un monto de 700 millones de bolívares, le corresponde al consejo comunal coordinar esa inversión por un monto cercano a los 35 millones de bolívares y donde están estos reales? Y si esto se multiplica por cada una de las etapas del elefante rojo, estaremos en monto cercano a los 150 palos que no se han reportado al soberano, entonces? Chanchullo? Bozales de arepa?? Qué pasa con el poder popular, y así mismo está ocurriendo en todo Clarines, Sabana de Uchire, Guanape y en el resto de la geografía Nacional.

Es importante que la gente reclame sus derechos, y no porque pongan al descubierto la reincidente corrupción de un grupete de funcionarios, estarían dañando la imagen de Chávez o del partido de gobierno. Se trata de que los recursos se inviertan acorde a las necesidades vecinales.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Es preciso reiterar nuestra alerta sobre el funcionamiento de las Empresas de Producción Socialistas, que no son más que una figura que obvia todos los procedimientos en una contratación transparente, ya que es el mismo alcalde y sus socios quienes emiten los cheques con fondos públicos y los malgastan a su antojo, violando el principio que prohíbe al burgomaestre contratar directamente o por personas interpuestas. Cobran y se dan el vuelto.

 

Por: Emilio Guzmán Rojas / @Emilio_Guzman

Contenido Relacionado