Estas son las fotografías más deprimentes tomadas por el hombre - LeaNoticias.com

Estas son las fotografías más deprimentes tomadas por el hombre

El término fotoperiodismo se acuñó por ahí de mediados del siglo XIX para referirse a todas las imágenes que servían para ilustrar las noticias o que fueran de un hecho novedoso o informativo.

Los primeros vestigios de fotoperiodismo los encontramos en Inglaterra, Francia y Estados Unidos, en donde los diarios descubrieron que la nota acompañada de una imagen significativa tenía mayor fuerza que el resto de la información. Fue así como surgió la imagen del fotoperiodista, la persona encargada de estar en el momento preciso para capturar con la lente el momento cumbre o álgido de determinadas circunstancias.

Por lo regular, el trabajo fotoperiodístico resalta más cuando se abordan temas como guerras, pero los profesionales de las cámaras pueden andar por las calles, caminando sin problema y toparse con un hecho que resulte noticioso para sus ojos, quizá sin que los demás lo tengan en cuenta.

A lo largo de la historia, han existido grandes reporteros gráficos, entre los cuales destaca una mujer; se trata de Dorothea Lange, una de las grandes fotoperiodistas documentales en la historia del país vecino del norte.

clip_image001

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Dorotea Lange nació en Hoboken, Nueva Jersey, el 25 de mayo de 1895. De joven decidió mudarse a Nueva York con la intención de estudiar fotografía; fue así como se inscribió en la escuela del afamado Clarence H. White y al concluir, se embarcó en un viaje alrededor de todo el mundo para poner en práctica todos sus conocimientos y así en 1919, asentarse en la ciudad de San Francisco para abrir su propio estudio.

La poliomielitis que contrajo a los siete años de edad, jamás fue impedimento para realizar su trabajo. De hecho, a finales de los años 20 viajó a México, en donde tuvo contacto con Paul Strand, uno de los hombres a quienes se les consideran como los precursores de la denominada fotografía directa o realista.

clip_image002

Fue así como durante la época denominada como "La Gran Depresión", Dorothea Lange se dio a la tarea de salir a las calles, siempre acompañada de su cámara, para fotografiar cualquier cosa que se pusiera en su camino.

La recesión económica por la que en aquellos momentos atravesaba Estados Unidos, le permitió capturar las verdaderas repercusiones que esto traía a nivel social. Lange se enfocó a retratar los rostros de aquellos desempleados, los de las familias sumidas en la total pobreza, así como las paupérrimas condiciones laborales que en aquellos momentos había en ese país.

clip_image003

clip_image004

En 1934 montó una exposición con dichas fotografías en la galería de Willard Van Dike. Una de las imágenes que terminarían por encumbrarla como una de las mejores fotoperiodistas de la época fue la titulada "Madre Migrante", en donde se observa a una mujer con la mirada perdida, acompañada de sus tres hijos, que parece reflexionar ante la desolada situación.

clip_image005

"Me acerqué a la famélica y desesperada madre como atraída por un imán. No le pedí su nombre o su historia. Ella me dijo su edad, tenía 32 años. Me comentó que habían vivido de vegetales fríos de los alrededores y pájaros que los niños mataban. Acababa de vender las llantas de su coche para comprar alimentos.

Ahí estaba sentada reposando en la tienda con sus niños abrazados a ella y parecía saber que mi fotografía podría ayudarla y entonces me ayudó", declaró Lange en alguna ocasión cuando se le cuestionó el por qué de esa imagen.

Lange contrajo nupcias con Paul Schuster Taylor, un profesor de economía, quien le despertaría el interés en cuestiones sociales y económicas.

El matrimonio emprendió un viaje por todos Los Estados Unidos para capturar el mayor número de fotografías posibles y con ello, hacer un documental acerca de la extrema pobreza y explotación en la que vivían los pobladores de las zonas rurales.

clip_image006

clip_image007

Gracias a estos trabajos fue contratada para trabajar en el gobierno de Franklin D. Roosevelt, en la Administración para la Seguridad Agraria; sus retratos es el mayor banco de imágenes que se tiene de la época, convirtiéndose en el archivo fotográfico más sobresaliente e importante de aquellos años.

clip_image008

clip_image009

A principios de la década de los 40, Lange experimentó en el campo de la guerra. Tras el ataque a Pearl Harbor, se trasladó a la bahía para documentar la vida y la evacuación de los japoneses- estadounidenses que vivían en los campos de concentración. Su labor fue censurada por la Autoridad de Reubicación de la Guerra.

clip_image010

Ante la represión y algunos problemas de salud, Dorothea decidió emprender un nuevo rumbo profesional, enfocándose a situaciones de la vida cotidiana locales, colaborando con diversas publicaciones del continente americano y metiéndose de lleno en el mundo de los negocios con la fundación de la revista Aperture.

El 11 de octubre de 1965, Dorothea Lance falleció víctima de cáncer, rodeada de toda su familia en su casa en Bahía Berkeley. Curiosamente y como explica ciudaddemujeres.com, su trabajo fotoperiodístico cobró mayor relevancia en 1972, cuando se incorporaron 27 fotografías suyas en la exposición denominada "Executive Orde 9066", del Museo de Whitney.

Aproximadamente son 25 mil negativos capturados con la cámara de esta mujer, precursora de la fotografía realista que hoy forman parte de la historia de los Estados Unidos.

clip_image011

clip_image012

"Te cuelgas la cámara en el cuello así como te calzas los zapatos y ahí está, un accesorio del cuerpo que comparte la vida contigo. La cámara es un instrumento que enseña a la gente cómo ver sin la cámara".

Contenido Relacionado

Related Topics