“Las paradojas del Cáncer” por Emilio Guzmán Rojas - LeaNoticias.com

“Las paradojas del Cáncer” por Emilio Guzmán Rojas

Sin complejo alguno debemos reconocer que la salud del Presidente Chávez es importante hasta para los que no aprobamos su forma de gobernar, y es que en los pueblos donde reina la creencia en Dios, la fe cristiana, la fe Mariana no puede ser de otra forma. Debemos hacer votos por la pronta mejoría de este dirigente político venezolano y rechazar categóricamente los comentarios de quienes practican las malas intenciones, la miseria humana no es loable con respecto a desear el mal a nadie, quienes tenemos hijos, mujer, familia, amigos o personas a quienes queremos, debemos ser respetuosos del sentimiento ajeno.

Tratare de ser cuidadoso y no herir a nadie, pero es preciso que hagamos algunas consideraciones; aunque todos seamos iguales ante la Ley de Dios, este cáncer en particular es de interés Nacional, y más aun cuando estamos inmersos en procesos electorales. Esta cantidad de comentarios que se tejieron tienen una sola razón de ser y es la respuesta a la desinformación oficial, en los países donde reina la incertidumbre y todo se maneja a capricho de un grupete ocurren este tipo de fugas de información, que en su andar pudieran alterar su contenido. Lamentablemente el gobierno reaccionó después de que todas las fuentes internacionales de comunicación y algunas locales hablaban del tema, esto aunado a los rumores por las redes sociales, mensajerías disociadas y habladurías mal sanas, obligaron a saber algo de la verdad.

Fue el mismo Chávez quien anuncia su recaída, desmiente a sus ministros y al propio Presidente de la Asamblea Nacional, quienes minutos antes –cuales payasos- daban garantía de que el Presidente estaba sanito, y no es que nos estemos rasgando las vestiduras por el amor a Chávez, mentira, aquí se hace porque todos tenemos derecho a saber sobre la salud de la primera majestad publica en Venezuela, ya que de eso depende el buen desenlace de toda esta crisis de gobernabilidad.

Lo que si no podemos compartir es la mala fe de algunos extremistas que opinan barbaridades sobre las supuestas mejorías de la salud del primer mandatario y más aun cuando lo mejor que le puede ocurrir a esta Venezuela de hoy, es una salida electoral y no un proceso temporal de interpretaciones constitucionales que nos llevarían a parar no se sabe dónde.

Debe haber sindéresis de todas partes, no pueden existir medias verdades, hay cosas que rayan en la morbosidad que no deben aceptarse, ahora bien, lo que sí es digno de un análisis por los profesionales de la ciencia médica, es la aceleración en que le aparecen estos males al Presidente, ya que para los humildes mortales como nosotros, se hace cuesta arriba pensar que la enfermedad le apareció como una vulgar gripe a la entrada de las lluvias, imaginemos por un momento la cantidad de médicos que circundan el tratamiento y las evaluaciones del “hombre fuerte”, o es que ellos no sabía lo que se estaba formando la célula cancerígena?, o es que acaso todos esos profesionales cubanos y venezolanos también fueron infiltrados por la CIA?. con mucha responsabilidad les digo que sería muy lamentable que esto fuera parte de una estrategia político-electoral, que el oficialismo desesperado no podía dejar que todo el comentario Nacional girara alrededor de Capriles y los más de tres millones de electores en las benditas primarias, que había que hacer algo que llamara la atención Nacional, por supuesto diferente al magnicidio, al trillado golpe de Carmona Estanga o al paro petrolero, y que la mejor forma seria que utilizar esa figura que muchos han inflado y hasta la han enfermado a tanto idolatría, eso también hay que evaluarlo.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Como era de esperarse una vez más utilizó una cadena eterna de radio y televisión, para hablar paja, para hacer lo mejor que él hace (echar cuentos), alucinar cosas de su fallido golpe, de la guerrilla de Fidel Castro, en fin nada productivo, pero lo peor que hizo, fue arremeter una vez más en contra de más de la mitad de los venezolanos que no compartimos su forma de llevar las riendas del país, descalificándonos como apátridas y acentuando la división de la sociedad venezolana. Todas estas cosas son las grandes padarojas del cáncer del enfermo Hugo Chávez. Por eso y mucho mas podemos decir que no hay reelección indefinida perpetua.

[Fuente]

Emilio Guzmán Rojas

[email protected]

Contenido Relacionado

Related Topics