Nuestra óptica: “El espejo ‘encantador’ del socialismo”, por @lodicetodo

Geronimo-Figueroa @lodicetodoEl espejo de igualdad y progreso del socialismo que vende el comunismo internacional, es simplemente eso, un espejismo para engañar a los pueblos y llevarlos al retroceso, al caos y a la miseria. En Cuba en 1959 cuando la mal llamada revolución encabezada por Fidel Castro, Camilo Cienfuego y el Che Guevara, tomaron por asalto el poder en Cuba, ese país producía azúcar para abastecer su mercado interno y además para exportar a otros países. En esa época era una referencia mundial por la producción de azúcar, hoy, 55 años después, el gobierno cubano está comprando azúcar a otros países para abastecer su propio mercado.

En 1999 cuando la mal llamada revolución chavista engañando a mas de la mitad de los venezolanos que traería progreso y bienestar, logro acceder al poder por la via del voto, nuestro país producía petróleo para abastecer internamente el mercado y exportar a otros países en grandes cantidades, hoy, 15 años después se importa gasolina para abastecer el mercado interno, y el régimen acaba de anunciar que empezó a importar petróleo crudo de Noruega para cubrir el déficit de producción interna.

Ahora bien, el libreto usado por el dictador rojo del caribe, Fidel Castro y su hermano, contra la empresa privada que acabó con la producción de azúcar y todas las libertades en Cuba, es casi el mismo que usó el difunto presidente, y lo continúa aplicando Nicolás Maduro contra PDVSA y las demás libertades económicas en nuestro país. Antes de 1999 nuestro país también exportaba calzados, telas y vestidos de todas las clases, así como arroz y enlatados de pescados, entre otros. Hoy, 15 años después de revolución chavista-madurista, esos alimentos llegan por la via de la importación para abastecer los anaqueles de abastos y supermercados en Venezuela.

La destrucción de PDVSA comenzó cuando el difunto presidente despidió 22 mil ingenieros y técnicos petroleros con su famoso pito en 2002, que según cálculos de especialistas, ese personal altamente calificado y botado de la petrolera sumaba mas de 450 mil años de experiencia y formación en la materia, y que hoy, la mayoría de ellos, están trabajando en distintas transnacionales en algunos países, después de haber sido formados con capital venezolano, pero que lamentablemente por motivos resentimiento social y exclusión, no pueden prestar servicios en nuestro país. Antes de 1999, PDVSA era una las mejores transnacionales del mundo, en estos momentos no figura en las estadísticas. Está acabada.

El petróleo liviano que el gobierno de Maduro comenzó a comprar a Noruega para ligarlo con el extrapesado de la faja del Orinoco, es el mismo que hay en las tierras del Furrial del estado Monagas y en la Costa oriental del Lago de Maracaibo, pero PDVSA no puede extraerlo del suelo por falta de personal especializado, como el despedido en 2002 por el difunto presidente con su pito, y por falta de inversión. Quienes han manejado la industria en los últimos años, lo que han hecho es enriquecerse con la venta petrolera.

Venezuela en 15 años de la mal llamada revolución bolivariana chavista-madurista, después de ser un país exportador de perolero y muchos productos mas, hoy se ha convertido en dependiente de otros países para la alimentación de sus ciudadanos. Prácticamente importa la mayoría de sus alimentos y medicinas Y pareciera que se convertirá en importador de petróleo liviano. En contraste con esa situación, nuestro país se convirtió por razones forzadas de inseguridad personal y falta de oportunidades, en exportador de talento humano, especialmente de jóvenes que tienen que irse a otros países en busca de una mejor vida.

La radiografía de nuestro país es muy similar a la que viven los hermanos cubanos desde hace 55 años, por culpa del “espejismo” comunista disfrazado de socialista, por lo que, es importante que tomemos acciones para frenarlo y brindarle una mejor patria a nuestros hijos y nuestros nietos.

Por Gerónimo Figueroa Figuera

Contenido Relacionado