Portugal desbordado por la demanda de ataúdes para España - LeaNoticias.com

Portugal desbordado por la demanda de ataúdes para España

María Chao conduce una fabrica que vende ataúdes a España en la ciudad lusa de Chaves (frontera con Galicia). Ha tenido que aumentar turnos, organizar trabajo en festivos y ampliar su plantilla, de 21 a 28 trabajadores, para “multiplicar por seis o por ocho el volumen que manejábamos antes”.

La empresaria española explica a Efe que su producción se ha cuadruplicado en un mes, hasta llegar a entre 150 y 180 ataúdes diarios, y tiene “niveles de demanda de 300 unidades al día”.

Si la venta habitual de “Chao ataúdes” en tres semanas sería de unas 1.200 cajas funerarias para España, en estas últimas ha llegado a las 4.000 unidades, continúa. Solo a la Comunidad de Madrid se han destinado 3.500.

A tenor de la demanda que registra su empresa desde que la curva de contagios se disparó en España, Chao apunta que el número oficial de muertos por COVID-19 -más de 14.500- “es un dato que no casa con la realidad”.

Hay otros fabricantes como nosotros en España que están teniendo el mismo nivel de demanda“, argumenta.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Gran demanda

Demasiadas peticiones, apunta, si el coronavirus deja una media de entre 700 y 750 víctimas mortales al día en España.

En una situación similar se encuentra la fábrica lusa de Baldaia, ubicada en la región de Oporto, que además del modelo de ataúd portugués también fabrica el español.

Su gerente, Agustín Baldaia, señala a EFE que están totalmente “desbordados” por las peticiones de cajas fúnebres con destino a España.

Cada día reciben una media de pedidos de entre 150 y 200 ataúdes y han ampliado su capacidad productiva de 60 a 100 diarios.

Mientras prepara la logística para la entrega de una carga de 180 ataúdes que saldrán para España, Agustín Baldaia explica que están agilizando los pedidos de materia prima ya que sólo tienen tablones para fabricar cajones para los próximos dos meses.

También Maria Chao advierte que la madera para fabricar ataúdes -de pino o chopo, sobre todo- “puede llegar a escasear de manera grave”.

A las empresas de la industria maderera, actividad declarada esencial en España en el marco del estado de emergencia, “no les compensa abrir”, ya que la industria del mueble, que supone para este sector el 98 % de su volumen, está paralizada a causa de la pandemia.

Con el estado de alarma, el suministro de tablones en España está prácticamente bloqueado y habrá problemas de abastecimiento “si el nivel de fallecidos se mantiene sostenido” durante algún tiempo.

Gran parte de la madera para los féretros españoles proviene de China, pero los pedidos se pueden demorar hasta tres meses, explica Chao: “Primero hay que hacer un pago a cuenta, luego la producen y después llega por barco”. EFE

Contenido Relacionado