Violó y apuñaló a su mujer en Cataluña y luego ella lo defendió

Julia es una mujer de 50 años que pasó cinco días en el hospital luego de la brutal agresión de su pareja. El hombre, Javier, bajo la influencia de las drogas la violó y agredió con el pico de una botella rota para ocasionarle heridas en todo el cuerpo. Fuente.

COU_084

Una tarde Julia salió de la casa a hacer unos recados. “Estuve fuera dos horas, él se quedó allí, viendo la televisión, tranquilo”. Sin embargo, cuando ella regresó Javier había consumido cocaína, la violó, le destrozó el rostro y la encerró en el baño. También la desgarró vaginalmente con el vidrio de una botella rota.

Julia pasó cerca de dos horas encerrada en el baño. La policía llegó a la casa pero no podían ingresar porque la puerta estaba blindada. Javier no escuchó ni el ruego de su padre que le gritaba desde afuera que abriera la puerta. “Pero no me quería matar”, afirmó.

Los bomberos echaron una puerta lateral abajo y la policía ingresó al recinto. “Vi cómo le pegaron con una porra, y también a mí, aunque sin querer, me dieron”, explicaba Julia, su pareja murió víctima de una mezcla mortal: drogas, estrés y la agitación.

El 2015, ocho mujer fueron asesinadas por sus parejas en Cataluña. En ninguno de los casos había una denuncia previa. Joana Gallego, especializada en el trato de la mujer en los medios, pidió que estos casos formen parte de las páginas de política. “Que se hagan funerales de Estado”, señaló.

Contenido Relacionado