Durante 2016 se han triplicado los crímenes en la Comunidad de Madrid

“La Comunidad de Madrid ha vivido una sangrienta mitad de año. Entre enero y junio se han registrado 22 homicidios frente a los siete ocurridos en el mismo periodo de 2015. El ascenso es considerable y así figura en el informe estadístico realizado por el Ministerio del Interior. El dato es aún más llamativo si tenemos en cuenta que en todo el año pasado hubo 30 asesinatos frente a los 25 que ya llevamos hasta esta semana en la región en 2016”. Así lo reseña ElMundo.es, con un trabajo periodístico de Luis Durán:

Se triplican los crímenes en la Comunidad de Madrid

La Policía no acierta a explicar a que se debe este repunte de homicidios. Sólo cuatro de ellos se han producido por reyertas callejeras y dos por presunto ajuste de cuentas entre bandas. Entre estos dos últimos está el asesinato a tiros de un hombre en una peluquería de la calle de Costa Rica.

Asimismo, se contabilizan cuatro muertes por violencia familiar y sólo dos casos de violencia machista. El asunto más impactante fue el triple crimen en un despacho de abogados de la calle de Marcelo Usera. Tres personas (Elisa, Maritza y Pepe) de origen latinoamericano eran asesinadas el pasado 22 de junio por una supuesta venganza. Los autores buscaban al dueño del bufete, Víctor Joel S.C.

La lista de homicidios podría aumentar aún más ya que hay al menos tres casos que todavía están pendientes de catalogarlos como muerte violenta. Se trata del fallecimiento de un empresario en su piso de la calle de Cochabamba, de la muerte de otro empresario en su casa de Eurovillas y de un niño de 20 meses que murió en el hospital Gómez Ulla el pasado 11 de mayo. Sus padres lo trasladaron al centro médico en parada cardiorrespiratoria. Dos semanas después la Policía detuvo a la madre y la abuela del bebé acusadas de un presunto homicidio. La madre fue ingresada en prisión.

Otro aspecto que preocupa mucho en los despachos de la Policía es el aumento de los robos en domicilios por la alarma social que desatan entre los vecinos. Se habían conseguido frenar ligeramente pero al final siguen a la alza. Entre enero y junio de este año en la región se han robado 7.845 casas, un 4,6% más que en 2015. Es decir que se han registrado una media de 47 robos diarios en domicilios en la Comunidad de Madrid. En la capital de España los robos con fuerza en viviendas han subido un poco más: un 9% (3.751 frente a los 3.442 del primer semestre de 2015).

La Policía, consciente del problema de los robos en pisos, puso en marcha una operación en todos los distrito para tratar de atajar este tipo de fechorías. Fruto de este dispositivo se detuvo a varias bandas organizadas especializadas en el método del ganzuado.

En cuanto a los robos con violencia e intimidación se ha producido un ligerísimo retroceso. Han bajado un 0,1% los atracos callejeros en la región aunque en la capital han crecido un 2,8%.

Los hurtos, robos al descuido, también se han incrementado en la región en un 4,5% y en la capital en un 8,2% (54.696, es decir una media de casi 300 hurtos al día en la ciudad).

También los robos de vehículos han bajado. En la Comunidad de Madrid se ha producido un descenso del 5,2% y en la capital un 6,8%.

El capítulo relacionado con el tráfico de drogas ha experimentado una bajada de un 3% en la ciudad de Madrid y en la región se ha mantenido la estadística.

En términos globales la delincuencia ha sufrido una escalada en la región en un 2,9 y en la capital el ascenso ha sido aún mayor: un 6%.

En relación a los municipios de más de 50.000 personas hay que destacar que Torrejón y Majadahonda son los pueblos donde más han aumentado los delitos y las faltas y por contra en Villalba, Arganda y Parla es donde más han bajado.

Contenido Relacionado