5 razones por las que el número en la balanza no importa - LeaNoticias.com

5 razones por las que el número en la balanza no importa

Puede ser verdaderamente frustrante el hecho de estar haciendo todo lo correcto para bajar de peso, como por ejemplo, seguir una dieta, hacer ejercicio, no sucumbir a tentaciones… para que luego a la hora de subirte a la báscula, esta no se mueva hacia la izquierda para posicionarse en unos cuantos gramos menos. ¡No te desesperes, hay razones para que así sea!

5-razones-por-las-que-el-numero-en-la-balanza-no-importa-2

1. Mayor masa muscular

Esto es algo que sucede de forma habitual: resulta que has pedido grasa, lo notas y te das cuenta de ello, pero en contrapartida has ganado músculo, por lo que en la balanza no se refleja la pérdida de peso.

2. Los líquidos

Este es un motivo habitual por el que muchas personas no entienden por qué hoy la báscula les muestra un peso diferente al de ayer. Se debe a la retención de líquidos, por eso es conveniente que disminuyas la cantidad de sal en tus comidas y procures beber más agua.

5-razones-por-las-que-el-numero-en-la-balanza-no-importa-4

3. Menor peso, ¿más salud?

Esto no es del todo cierto. La realidad es que hay personas que genéticamente pesan determinada cantidad de kilos, pero a la hora de comparar su analítica con otras que son más delgadas, las de mayor peso son más saludables.

4. Mejor más músculo

Si consigues quemar grasas a la vez que obtienes mayor masa muscular, puede que la aguja de tu balanza no se mueva, pero lo notarás en tu ropa, ya que te quedará más holgada. Tener más músculo es muy beneficioso porque nos permite continuar quemando calorías incluso cuando estamos en reposo. En mi casa no existen básculas, creo que puede ser contraproducente pesarse todos los días, así que mi barómetro para saber si he subido de peso o estoy más delgada es la ropa; dependiendo de lo ajustada o floja que me quede, me doy cuenta de lo que debo hacer.

5-razones-por-las-que-el-numero-en-la-balanza-no-importa-1

5. Las obsesiones

Estar muy pendiente de lo que marca tu báscula puede ser muy perjudicial y hacer que pruebes dietas muy restrictivas o exigentes.

Pesarse luego de cada comida o más de 3 veces por semana puede volverse insano y obsesivo. No te centres en tu peso, haz lo que debas hacer para conseguir tus objetivos y olvídate de la balanza. De lo contrario, podrías perder tu salud, buen humor y estado de ánimo.

Fuente [Imujer.com]

Contenido Relacionado