Alimentos para mejorar el funcionamiento del cerebro - LeaNoticias.com

Alimentos para mejorar el funcionamiento del cerebro

Alimentarnos sanamente es una gran decisión. Mediante la ingesta de frutas, vegetales, legumbres, granos y pocas carnes rojas y blancas, siempre en porciones reducidas y de manera balanceada, damos a nuestro organismo los elementos necesarios para un buen funcionamiento. ¿Y qué hay de nuestra mente? Pues la mente también ha de ser alimentada, reseña comohacerpara.com.

mente

La mente, es decir, el correcto funcionamiento de nuestros procesos cerebrales y mentales, requiere de ciertos nutrientes que no han de faltar en las dietas. Aunque busques bajar de peso, aumentarlo, mejorar la masa muscular o si sigues una dieta por razones médicas, asegúrate de consultar con tu médico y tu nutricionista, para que no te falten los nutrientes que tu cerebro necesita para funcionar a su máximo potencial.

La glucosa
La glucosa es, en jerga popular, el alimento principal del cerebro. A nivel gastronómico y alimenticio, encontraremos cargas adecuadas de glucosa en hidratos de carbono. Estos, a menudo, son considerados los grandes enemigos para el control de peso, sin embargo, debes consumir carbohidratos a diario, pues serán los que energizan tu cuerpo y alimentan tu mente. Recuerda, también, consumirlos en su medida justa, y acompañar la dieta con ejercicio si buscas también bajar de peso.

Los ácidos grasos
Los ácidos grasos son otro nutriente indispensable para el correcto desarrollo y funcionamiento de nuestro cerebro. Entre los ácidos grasos, seguramente habrás oído hablar ya de los Omega 3 y Omega 6, hoy agregados a numerosos alimentos e ingredientes de cocción. Consumirlos dará a tu cerebro un funcionamiento óptimo. Recuerda que también puedes incorporar ácidos grasos naturales, mediante la ingesta de pescados frescos.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Los aminoácidos
Los aminoácidos tampoco deben faltar en tu dieta diaria. Éstos son esenciales en la formación o producción de tejidos en el cuerpo. En el cerebro, los aminoácidos colaboran en propiciar el entorno de mejor funcionamiento para los neurotransmisores, mejorando las capacidades comunicativas, de memoria, de coordinación y muchas más.
Hallarás una buena dotación de aminoácidos en las proteínas. A su vez, puedes incorporar proteínas mediante la ingesta de carnes (rojas principalmente) y también legumbres y granos.

Como siempre: vitaminas y minerales
Las vitaminas y minerales no han de faltar en la dieta, ya sea para nutrir adecuadamente el cerebro y permitir su mejor funcionamiento, o para mantener la buena salud y un cuerpo activo y más joven. Puedes incorporar vitaminas y minerales mediante el consumo de diversos alimentos, incluyendo frutas y vegetales crudos, así como en ciertos frutos secos.

A nivel cerebral, son las vitaminas y minerales quienes permiten el metabolismo de la glucosa. Esto significa que permiten que la glucosa sea "modificada" en combustible, en la energía que mantiene a nuestro cerebro en estado de alerta y en buen funcionamiento.

También colaboran para la transformación de los aminoácidos en neurotransmisores, y para el metabolismo de grasas simples y el almacenamiento en versiones más complejas, necesarias para mantener el cerebro con buena energía.

Lo que debes evitar
El consumo de los nutrientes mencionados es beneficioso, siempre y cuando se haga con precaución. Todos los extremos son malos, y un consumo exagerado de carbohidratos (glucosa) y de ácidos grasos seguramente no beneficiará ni a tu mente ni a tu cuerpo.

Por otro lado, debes evitar el consumo de ciertos componentes y alimentos. Entre ello, las grasas saturadas y las grasas trans. Estas no sólo suman kilos en la báscula, sino que además impiden el correcto funcionamiento de nuestros órganos, incluyendo el buen desarrollo y funcionamiento cerebral, mediante la disminución de la irrigación sanguínea.

Ten siempre presente estos alimentos y lleva una dieta balanceada y saludable, tanto para tu cuerpo como para tu mente.

Contenido Relacionado