Aseguran que el gobierno tiene fallas en atención y prevención de cáncer

“El Centro Nacional del Cáncer de Guarenas, edificación que tiene 26 años en construcción y que se encuentra en absoluto abandono, evidencia el fracaso e incapacidad de la Revolución Bolivariana. El llamado elefante blanco, es una muestra de que este Gobierno es profundamente anémico y débil en materia de prevención y atención del cáncer”. Así lo expresó el secretario de Salud del estado Miranda, Gustavo Villasmil, quien lamentó la tragedia cotidiana que tienen que vivir muchos venezolanos que padecen esta enfermedad.

Centro Nacional del Cáncer de Guarenas

Recordó que el antiguo Ministerio de Desarrollo Urbano comenzó a construir el oncológico en 1974, en el gobierno de Jaime Lusinchi y que el fallecido presidente Chávez retomó el proyecto en 2004, pero se paró durante tres años. En 2007, el entonces gobernador de Miranda, Diosdado Cabello, dio inicio a los movimientos de tierra, luego de recibir recursos para la obra, pero está fue nuevamente paralizada y en la actualidad se encuentra completamente abandonada.

“Según un informe de una revista británica especializada y reconocida en el tema de la medicina a nivel mundial, se advierte que en los países latinoamericanos se pronostica un incremento o epidemia de cáncer de modo alarmante. Venezuela no escapa a ello, porque lamentablemente en nuestro país no existe la cultura del diagnóstico. Muchas veces la enfermedad se diagnostica en fase avanzada y lamentablemente el paciente que no tiene recursos es atendido de forma precaria, porque muchos de los servicios de radioterapia en los hospitales están dañados, e  incluso falta personal especializado para tratar a los pacientes”.

Villasmil dijo estar en disposición de reunirse con la nueva ministra del Poder Popular para la Salud, Isabel Iturria, para buscarle solución a la tragedia asistencial, que viven diariamente los pacientes oncológicos. “A la doctora Iturria la considero una profesional completa y es una persona a la cual le tengo mucho respeto. Es necesario pasar por encima de las normativas  ideológicas y por las necesidades humanas que han encarnado los políticos oficialistas, para que las personas de buena voluntad, entre las que la incluyo, nos sentemos y pongamos en la mesa la situación del venezolano enfermo con cáncer”.

El Secretario de Salud de Miranda reiteró su disposición de trabajar conjuntamente al Gobierno central para beneficio del pueblo. “En ese mismo espíritu, con un clima de buena voluntad, sin abandonar las posiciones políticas, debemos  hablar de la crisis en la que se encuentra el sistema de salud público nacional, de la escasez de los medicamentos y del calvario que la mayoría del pueblo, pasa cuando se enferma y debe asistir a un centro asistencial público”.

Prensa Miranda

Contenido Relacionado

Related Topics