Cosas “poco comunes” que pueden arruinar una amistad

Seguramente cuando piensas en las cosas que pueden arruinar una amistad, a tu cabeza llegan una traición, la distancia o un mal entendido. Estas son otras razones “poco comunes” que pueden acabar con esa relación amistosa que tanto aprecias.

Cosas poco comunes que pueden arruinar una amistad

Seguramente cuando piensas en las cosas que pueden arruinar una amistad, a tu cabeza llegan una traición, la distancia o un mal entendido. Sin embargo hay otras poco comunes que también logran hacerlo, como las redes sociales.

Facebook puede arruinar una amistad, porque la gente suele ser menos amable y considerada si está detrás de una computadora, afirma el estudio “Crucial Conversations”. Sus cifras indican que 19% de los participantes bloquearon o eliminaron a un amigo por una pelea virtual.

Estas son otras razones “poco comunes” que pueden acabar con esa relación amistosa que tanto aprecias, con base en la información de Andrea Bonior, psicóloga profesora de la Georgetown University y autora de “The friendship fix”.

1. La indecisión

Si eres muy quisquillosa sobre los planes que vas a realizar con tus amigos, quieres que las cosas siempre se hagan como dices o te niegas a proponer actividades diciendo “lo que ustedes quieran”, hará que ellos se pregunten si vale la pena salir y mantener una amistad contigo.

2. Tratar de impresionar

Sobre todo cuando las amistades inician; exaltar todas tus virtudes y “presumir” las cosas que has logrado es una fórmula segura para alejar a una persona. Toma en cuenta que le puedes agradar más a la gente si muestras humildad y algo de vulnerabilidad.

3. Chismear demasiado

Cierto que a veces chismear sobre los demás puede ayudarte como una especie de pegamento con tus amigos, y no siempre tiene que ser con malas intenciones. Empero hará que ellos se pregunten si hablas de ellos a sus espaldas, qué dices y si es mejor alejarse de ti.

4. No saber entender las señales

Se supone que los mejores amigos son aquellos que son empáticos y sensibles a las necesidades del otro, por lo que no ser capaz de entender esa señal de que es un mal momento o que la persona te necesita, puede hacer que piense que no te interesa.

Conserva a tus amigos

Algunos de estos factores pueden ser tu culpa o parte de la susceptibilidad de cada persona, pero la buena noticia es que conservar a tus amigos es totalmente posible con pequeñas modificaciones.

Por ejemplo, inicia por hacerte tiempo para ver a tus amigos o al menos llámalos cada vez que puedas para que sepan que no los olvidas. “Decide junto con ellos en qué momento es más adecuado reunirse para que la conexión no se pierda”, afirma el sicólogo Joan Borysenko.

Tener muchos y buenos amigos realmente es bueno para tu salud, y de acuerdo con un estudio de la Harvard Medical School y la Brigham and Women’s Hospital, entre más tengas reduces tus probabilidades de desarrollar impedimentos físicos con el paso de la edad.

Fuente: [salud180.com]

Contenido Relacionado