Evita abandonar la dieta con estos sencillos hábitos

Empezar una dieta es sencillo, pero prolongarla por largo plazo es hablar de algo que para muchos es totalmente “imposible”. Para que no renuncies a tu dieta, y “arrojes a la borda tus esfuerzo”, aquí te proporcionamos los hábitos que te ayudarán a obtener y mantener tu peso.

dieta saludable

“La restricción para ingerir algunos alimentos ocasiona la alteración de los niveles hormonales, en especial los que regulan el apetito; es decir, exacerba la respuesta emocional ante la comida”, señala la investigación.

¡Tú puedes!

1. Vuélvete un conocedor

Para Barb Stuckey, autor del Tasre what you´re missing, la mejor forma de encontrar el entusiasmo sobre la alimentación saludable, es hacer de la experiencia un conocimiento. Que tu comida sea una cata: ejemplo, elige diversos alimentos de color verde y ve degustándolos poco a poco. Esto te permitirá apreciar matices que más sean de tu agrado.

2. Come entre 3 a 5 veces al día

Si ingieres tu comida por la mañana a intervalos de cada 30 minutos, puedes reducir la ingesta de calorías (casi un 30%) en la comida. Además, esto puede favorecer el control en tus niveles de azúcar.

3. Escribe en una lista cuáles son tus enemigos potenciales

Es decir, lleva un registro de todos los detonantes que pueden alterar tu apetito: estrés laboral, ansiedad, ayunos prolongados, falta de tiempo o tristeza. De acuerdo con el Center for Disease Control and Prevention, este hábito te permitirá reconocer las áreas de tu vida y estilo alimenticio en la que más debes trabajar.

4. Oblígate a comer en un lugar especial

Designa una silla o espacio en tu hogar donde siempre llevaras acabo tu desayuno, comida o cena. Este debe estar lejos del alcance del ruido o la televisión, ya que éste último al concentrar tu atención te impide ser consciente de la cantidad de alimento que ingieres.

5. Empieza por lo benéfico

Inicia con la sopa o ensalada, esto ocasionará que tengas menos hambre cuando llegue el plato principal. Sin embargo, ten cuidado con las entradas ricas en grasa; ejemplo los aderezos a base de crema.

6. Refresca tu ambiente

De acuerdo con Biblioteca Nacional de Medicina de Estados Unidos, permanecer en un lugar donde experimentes frío puede ayudarte a quemar más calorías. Tip final. Procura no guardar en tu habitación o ámbito de trabajo alimentos con alto contenido calórico, así mismo, pon a la vista aquellos que son benéficos para tu salud.

Tip final. Procura no guardar en tu habitación o ámbito de trabajo alimentos con alto contenido calórico, así mismo, pon a la vista aquellos que son benéficos para tu salud.

Fuente: [salud180.com]

Contenido Relacionado