Microsoft dice que nunca obligará a actualizar a Windows 10 - LeaNoticias.com

Microsoft dice que nunca obligará a actualizar a Windows 10

Microsoft ha salido al paso de las críticas por la “excesiva agresividad” a la hora de recomendar actualizar a Windows 10, asegurando que nunca obligará al usuario a hacerlo y que siempre el cliente tendrá que dar su consentimiento expreso. Fuente.

windows-10-imagen-oficial

La declaración llega ante el aviso de un grupo de usuarios cuyos equipos se actualizaron de repente, mientras que otros comenzaron a ver instrucciones para instalar el nuevo sistema operativo sin una opción específica para cancelarla. Aunque la ventana de actualización podía cerrarse simplemente pulsando la “X” habitual para cerrar cualquier ventana de Windows, únicamente incluía las opciones “actualizar ahora” o “actualizar esta noche”:

Microsoft no ha respondido al cambio de esta ventana que aparece una y otra vez en la barra de tareas pero sí ha asegurado que “no se obliga a nadie a instalar la actualización de Windows 10 y no hay planes de hacer tal cosa en el corto plazo, ya que la libertad de elección a los usuarios es parte de la filosofía de la compañía”.

La cuestión se va a complicar en 2016 porque Microsoft modificará el tratamiento de la actualización en Windows Update. Si hasta ahora es una actualización opcional, a partir de 2016 esta será marcada como actualización recomendada. Si el usuario no desmarca dicha actualización el equipo se podría encontrar de la noche a la mañana actualizado a Windows 10.

actualiza-windows-10

Parece que Microsoft pondrá un control específico para que el usuario tenga que marcar efectivamente la actualización aunque la descarga se realizará en todo caso. El usuario tendría 31 días para dar marcha atrás y volver a la versión que estaba utilizando antes.

No es la primera vez que se pone en cuestión la “agresividad” en la recomendación para actualizar a Windows 10. En el proceso de reserva del nuevo sistema, Microsoft descargó “por su cuenta” en los equipos de los usuarios de 7 y 8.1 una carpeta denominada ‘$Windows.~BT’, que con tamaño de 3,5 a 6 Gbytes ocupaba espacio de almacenamiento y recursos de red para su descarga. Carpeta oculta que llegó incluso a usuarios que no reservaron en su momento la actualización.

Más recientemente, un número indeterminado de usuarios de sistemas con Windows 7 y Windows 8.1 fue forzado a actualizar a Windows 10. Microsoft explicó que se trató de un error en Windows Update.

Windows 10 ofrece atractivos sobrados para que un usuario de Windows 7 y 8.1 opte por una migración que recordemos es gratuita al menos hasta el 29 de julio de 2016.

Contenido Relacionado