Sola para gamers: "The Wolf Among Us": la fábula del siglo XXI - LeaNoticias.com

Sola para gamers: “The Wolf Among Us”: la fábula del siglo XXI

Sin grandes pretensiones, pero con un estilo narrativo propio y diferenciador, «The Wolf Among Us» ha entrado en la nueva generación de consolas para convertirse en una interesante alternativa a los disparos y el sabor de la sangre. Esta aventura gráfica, con un diseño excepcional, no plantea grandes retos jugables. Más bien pone todo el peso en descubrir y perfilar una aventura. Descubrirla, intentar avanzar en las investigaciones y llegar a buen puerto.

In-Sheeps-Clothing

Este título combina a una serie de historias (se divide por capítulos independientes) que se ajustan a las decisiones que cada uno toma. Muchos de nuestros movimientos influyen en la historia del juego y, por tanto, en su final. Este juego de corte interactivo tiene un personaje principal, un investigador (Bigby Wolf), que se encuentra en medio de diversos sucesos.

Exiliado de la tierra de los cuentos de hadas, recibe la tarea por parte de la funcionaria Snow White (Blancanieves) de mantener el orden en una sociedad de criaturas y personajes míticos que pretenden pasar desapercibidos en el mundo real. Aquí ha continuos guiños a las fábulas tradicionales que han hecho felices a millones de niños a lo largo de las últimas décadas, pero entremezcladas y con diversas particularidades.

Con un estilo artístico nada aburrido y muy interesante, estamos ante una recreación de las fábulas de Bill Willingham. Así, aparecen miembros del cuento infantil «Los Tres Cerditos», un fumador empedernido, Bella y Bestia, el escurridizo Sr. Sapo, ansioso por vivir su próxima aventura salvaje o el fornido leñador que venció al temible lobo.

En este drama descarnado se revisa las vidas de seres sacados directamente de los mitos y tradiciones literarias, que ahora intentan sobrevivir en las calles más miserables y deterioradas de un ficticio barrio norteamericana, que discurre en Nueva York. Nos vemos por antros y bares de mala muerte ubicados en barrios bajos. Pero en total, nada de esto es para niños.

Aquí lo que prima es la historia y como se desarrolla, aunque la jugabilidad es mínima (hay momentos eso sí para la acción palpitante) y peca de ser un juego de muy corta duración. Tiene una gran carga de diálogos, pero en conjunto resulta interesante. También hay que reconocer que en demasiados casos se presentan situaciones cargadas de opciones que afectarán personajes irrelevantes pero que no tienen impacto alguno para el final del juego. En muchas ocasiones se hace muy lento el desarrollo, sobre todo, al principio, con momentos intermitentes llenos de tensión, pero luego se da un giro en donde todo se vuelve más intenso.

Fuente [Abc.es]

Contenido Relacionado

Related Topics