¿Vas a perdonarle? Más vale que lo pienses bien: Los infieles repiten - LeaNoticias.com

¿Vas a perdonarle? Más vale que lo pienses bien: Los infieles repiten

Perdonar una infidelidad (sexual) tiene sus riesgos. Si logras (de verdad) pasar página y superarlo tienes que volver a confiar en tu pareja. Y esto, no es fácil. Sobre todo después de saber esto.

En contra de lo que parece, la infidelidad femenina es tan común como la masculina. Las personas que han sido infieles una vez tienen más posibilidades de volver a hacerlo. Lo afirma un estudio realizado por la Universidad de Denver, que analizó el comportamiento de 484 solteros de entre 18 y 34 años.

infieles

Para ser exactos, la investigación demostró que los adúlteros son hasta 3,5 veces más propensos a volver a engañar a sus próximas parejas que aquellos que siempre han sido fieles.

Es decir, suponiendo que en algún momento de  tu vida haya sido infiel, provocando la ruptura de la relación, y te juraste a tí mismo que con tu próxima pareja “te portarías bien”… Tenemos malas noticias: volverás a fastidiarla.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Y esto no es todo. Si por desgracia, tú no eres el [email protected] de la película sino la víctima, la cosa tampoco mejora. Ya que según este trabajo, las personas agraviadas también tienen más posibilidades de volver a sufrir un engaño.

Es decir, las personas que han vivido una infidelidad son más capaces de padecerla en posteriores relaciones.

Por tanto, tanto el infiel como el cornudo o la cornuda estarían atrapados en una espiral negativa de la que es difícil (pero no imposible) salir.

Al parecer, según  nos explica Kayla Knopp, autora del estudio y psicóloga de la Universidad de Denver: “A pesar de que nos gusta pensar que somos capaces de aprender de nuestras experiencias y errores, especialmente en el terreno amoroso, la realidad evidencia lo contrario”.

Por si fuera poco, la investigación no acaba aquí. Este patrón de repetición no sólo se refería a la infidelidad; también a comportamientos agresivos y violentos como gritar o empujar.

infiel

Un mal uso del móvil (y de las redes sociales) puede acabar con las parejas más estables.

Lo cual quiere decir que si en las discusiones con tu pareja son frecuentes las salidas de tono y la violencia (tanto verbal como física) más vale que le pongas fin cuanto antes porque eso no va a cambiar.

Según los investigadores, es más probable que éstos episodios ocurran al menos tres veces más en futuras relaciones para quienes agreden, y cinco veces más en quienes ya sufrieron esa clase de maltrato.

Aunque no lo creas, hay una lectura positiva de este trabajo: ahora puedes identificar y rechazar (sin ningún tipo de remordimiento) a las personas infieles o agresivas.

Lo más sano para quien ha sufrido una infidelidad es no buscar responsabilidades en uno. En serio, tú no tienes la culpa de su comportamiento, nada justifica que te hagan daño.

Es mejor comprender que hay gente a la que simplemente le gusta engañar. Líbrate de esa persona cuanto antes y mira hacia delante, hay mucha gente buena en el mundo.

Fuente [Tendencias.yahoo.com]

Contenido Relacionado