"Con la candela al revés", por @glimargica - LeaNoticias.com

“Con la candela al revés”, por @glimargica

Gliceria Gil @glimargicaEl golpe y estribillo es un género musical que se toca, baila y canta principalmente en el oriente venezolano, especialmente en el estado Sucre donde se hace más característico por una variación de los instrumentos que se ejecutan debido a que al cuatro, maracas, guitarra y bandolín o mandolina se le suma la cuereta, un tipo de acordeón pequeño de origen europeo que incluye los bajos.

El joropo y estribillo es de carácter festivo y en él interviene toda la comunidad de cantores, bailadores, expositores y hasta los observadores.

Otros ritmos musicales orientales conocidos son el punto, la jota, la malagueña, el galerón, la fulía, merengue oriental. Todos ellos tuvieron una gran intérprete quien los dio a conocer tanto en otros estados venezolanas como fuera del país, María Magdalena Rodríguez.

María Rodríguez, mayormente conocida de esta forma cortica, tuvo una larga vida dedicada desde muy niña a cantar, bailar, rescatar y enseñar todos estos legados culturales de nuestros ancestros que muy bien identifican a esta región.

Nacida el 22 de julio de 1.924 en Puerto Sucre, Cumaná, contaba con un timbre de voz inimitable. Desde pequeña sintió esa gran inquietud por el canto y el baile y participó en muchas comparsas, presentaciones de títeres, bailes y velorios de cruz a donde llevó siempre su cantar genuino.

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Coreógrafa, compositora, arreglista, docente, se dio a conocer inicialmente por ser la solista del conjunto folklórico de Atanasio Rodríguez, El Chiguao.

Tenía un gran don de gente, era muy chistosa y atrapaba a todos con su gracia, soltura y su característico hablar propio “der orientar”.

Su labor docente-artística la realizó durante muchos años en la Universidad de Oriente. Con su arte recorrió a Venezuela y también viajó a Colombia, Trinidad, Jamaica, Cuba, Barbados, Portugal e Inglaterra, lugares donde fue ovacionada.

El Gobierno de la República la distinguió con el Premio Nacional de la Cultura por sus decenas de canciones de su propia autoría, e interpretación de muchas originales de otros compositores orientales las cuales se convertían en éxitos en su voz. También recibió el premio Gran Sol de Oriente. En Cumaná existe un teatro que lleva su nombre.

Que triste este pasado día 30 de Septiembre cuando te dormiste en la paz del Señor, teniendo como testigos a tus familiares más cercanos. Lo bueno es que nos dejaste lo más fidedigno del gentilicio oriental y que tu carisma, tu sonrisa, tu particular hablar y tu baile tequenito perdurarán por siempre en nuestras mentes y corazones.

Muchos esperábamos una ceremonia gubernamental a tu altura, muy digna de ti, como quien dice una Ceremonia de Estado, por ser Patrimonio Cultural Viviente del estado Sucre y del oriente venezolano considerando, además, que pusiste el nombre de Venezuela muy en alto durante mucho tiempo.

Te fuiste María Rodríguez con tu vestido “floriao”, tu boca pintada y tu cachupina “colorá” en el pelo, detrás del único que toda la vida te habló con amor, a quien nunca le hicieron falta ni el amansaguapo, ni la superchería, mucho menos la brujería para que cayeras rendida en sus brazos. Aquel a quien no pudiste encontrarle la contra, nunca le rezaste la Oración del Tabaco, ni tuviste que fumártelo con la candela al revés.

Que Dios te tenga en su santa gloria.

Por Gliceria Gil

Contenido Relacionado

Related Topics