La crisis económica cambia de forma radical los valores de los jóvenes - LeaNoticias.com

La crisis económica cambia de forma radical los valores de los jóvenes

La juventud, como tal, no existe –según señalan los expertos—, lo que hay son colectivos de jóvenes muy diferentes en comportamientos, actitudes y valores. En un intento por analizar cuáles son los diferentes grupos, sus prioridades y principios éticos, el Centro Reina Sofía sobre Adolescencia y Juventud de la Fundación de Ayuda contra la Drogadicción (FAD) ha realizado desde 2006 distintos estudios, y el último, «Valores en los jóvenes 2014», despoja una conclusión tajante: la crisis económica ha cambiado de forma radical los esquemas de valores en la juventud.

jovenes valores crisis

En informe explica que los jóvenes españoles están en pleno proceso de cambio. Se ha producido un descenso de importancia atribuida a todos los valores entendidos como materialistas y hedonistas (éxito en el trabajo, vida sexual satisfactoria, popularidad, tiempo libre y ocio, vivir al día…). En 2006 los jóvenes españoles mostraban gran interés por todo lo material, tendencia que continúa en 2009 en la franja 15-24 años. Todo indica que, motivado por la crisis, en 2010, se produce una inflexión y los jóvenes hoy se inclinan más por valores de supervivencia. «Resulta muy llamativo que en el último año haya un retorno a la reivindicación de las virtudes tradicionales y morales», explica Eusebio Megías, codirector del estudio.

Los chicos y chicas reconocen en sí mismos sobre todo virtudes personales, como ser honrado, leal, trabajador, responsable o familiar (algo que encuentran en ellos mismos más del 87% de los jóvenes). También se reconocen en otros rasgos positivos de carácter más social: entre el 80 y 87% se ven claramente tolerantes, comprometidos, solidarios o generosos, y un 72% se creen independientes. «Actualmente, valoran más la prudencia, la honestidad, llevar una vida honrada… cuando hace unos años era todo lo contrario: eran consumistas, marchosos, divertidos, despreocupados por el futuro. En ellos ha calado el mensaje de la crisis. Es como si después de una borrachera –pone de ejemplo Megías– uno se levanta con resaca y dice: no volveré a beber más. Actualmente lo importante es que mantengan esta nueva manera de ver la realidad».

Fuente [Abc.es]

Suscríbete a nuestro canal de Telegram "Inmigrantes en Madrid" para que estés al día con toda la información sobre Madrid y España y más

Contenido Relacionado